Seguidores

grefa

SAVE

SAVE
UN MUNDO DE PROTECCIÓN DE LOS BUITRES

domingo, 19 de mayo de 2013

SI A LOS MULADARES

Castilla y León. Luz verde a la alimentación de especies de la fauna silvestre con suproductos animales
Este decreto permite seguir manteniendo los niveles de seguridad alimentaria, mejorar la situación de determinadas especies necrófagas que estaban variando sus hábitos alimenticios
ENVIADO POR: ECOTICIAS.COM / RED / AGENCIAS, 16/05/2013, 23:41 H | (34) VECES LEÍDA
El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León, en su reunión de hoy jueves, ha aprobado, a iniciativa conjunta de las consejerías de Agricultura y Ganadería y de Fomento y Medio Ambiente, el proyecto de decreto por el que se regula en la Comunidad el uso de los cadáveres de animales de las explotaciones ganaderas para la alimentación de especies necrófagas.
   Este decreto permite seguir manteniendo los niveles de seguridad alimentaria, mejorar la situación de determinadas especies necrófagas que estaban variando sus hábitos alimenticios al disponer exclusivamente de cadáveres en muladares y reducir los costes de gestión de las explotaciones ganaderas al no tener que recoger los animales fallecidos.
   Castilla y León cuenta con 6.000 parejas de buitre leonado, el 24 % del total nacional; 380 de alimoche, el 26 % de la población española, y el 15 % de buitres negros y de águila real, unas cifras que la convierten en la Comunidad con la población más importante de especies necrófagas de España, según informaron fuentes de la Administración regional.
   Estos animales, históricamente, han jugado un importante papel en la eliminación de cadáveres de animales de granja y silvestres del campo, contribuyendo de esta forma a disminuir el riesgo de transmisión de enfermedades a las especies ganaderas, a la fauna silvestre y al hombre y, por lo tanto, al mantenimiento de la sanidad animal y la salud pública.
   Con la aparición de las Encefalopatías Espongiformes Transmisibles, conocida como la enfermedad de las vacas locas, y para evitar su transmisión, la normativa Europea estableció la obligación de retirar  los cadáveres de los animales de las explotaciones ganaderas, por lo que dichos cadáveres dejaron de estar disponibles en el campo para su consumo por especies necrófagas.
   Esa normativa, con el paso de los años, ha resultado muy perjudicial para las especies necrófagas, produciendo efectos negativos sobre parámetros demográficos y sobre el comportamiento, en especial de las aves.

MULADARES

   La aplicación de dicha normativa, y de la única excepción hasta ahora autorizada, los muladares, ha supuesto un cambio en la disponibilidad de alimento, con una concentración de los recursos y una predecibilidad de localización temporal y espacial de la carroña en el medio natural, que provoca la coexistencia de distintas especies de aves carroñeras en esos puntos fijos de alimentación, causando solapamiento de sus dietas y aumento de la competencia intra e interespecífica.
   También supuso la concentración y el dominio del buitre leonado como especie monopolizadora de los recursos tróficos aportados al muladar, en detrimento de otros carroñeros con estatus poblacionales mucho más amenazados, como es el caso del milano real o del alimoche.
   Igualmente ha conllevado, incluso, una variación en los patrones de distribución espacial de las especies necrófagas migratorias de manera acorde con el grado de concentración del alimento, llegando también a condicionar las posibilidades de reproducción a la distancia a esos puntos de alimentación, como ocurre con el buitre leonado o el alimoche.
   Ante esta situación, la Unión Europea y el Gobierno de España han procedido a modificar la normativa, y la Junta de Castilla y León, a la vista de dicho cambio, ha decidido regular la alimentación de determinadas especies de la fauna silvestre con subproductos animales no destinados al consumo humano, fundamentalmente cadáveres de animales muertos en las explotaciones ganaderas, en Castilla y León.

NUEVA BASE LEGAL

   El Decreto aprobado hoy mantiene los muladares y normaliza las condiciones de autorización de los mismos, pero permite también el abandono de cadáveres en campo de las explotaciones en régimen no intensivo de todas las especies ganaderas (incluidos rumiantes).
   Ahora bien, este abandono en el campo, restringido a algunas zonas previamente determinadas por Fomento y Medio Ambiente como Zonas de Protección para la Alimentación de Aves Necrófagas, está condicionado también al cumplimiento de exigentes requisitos en materia de sanidad animal que garanticen que dicho abandono no supone riesgo para la salud humana y la sanidad de otras explotaciones.
   Por otro lado, el Decreto condiciona también esta posibilidad de abandono de cadáveres a la existencia acreditada previamente de necesidades nutricionales de las especies necrófagas, garantizando con ello que sólo se abandonen los cadáveres necesarios y en las zonas donde existen este tipo de especies.
   Por ello, tras la presentación por los ganaderos de la correspondiente solicitud, la autorización para abandonar los cadáveres en el campo estará supedita a la comprobación de que en esas zonas no están cubiertas las necesidades nutricionales de estas especies, y todo ello previo informe vinculante relativo al cumplimiento de las condiciones sanitarias y zootécnicas de las explotaciones.
   Estas condiciones, que parten de la base de que han de ser explotaciones en régimen no intensivo, son muy exigentes en materia de sanidad animal. Aún así, y gracias a la buena situación sanitaria de nuestra cabaña ganadera, todas las explotaciones extensivas de ovino cumplen los requisitos sanitarios ya que Castilla y León se ha declarado libre de brucelosis ovino/caprina.
   En cuanto al ganado bovino, debe tratarse de explotaciones libres de tuberculosis y brucelosis y estar ubicadas en municipios calificados (de los 2.248 municipios de Castilla y León 2.095 son calificados). Además, se exige que en la Unidad Veterinaria a la que pertenecen no haya habido ningún caso de "vaca loca" en los últimos 5 años; y los animales han de tener una edad inferior a 48 meses.
ECOticias.com – ep

1 comentario:

  1. Por fin, una administración que toma una decisión inteligente.
    Saludos,
    Andy

    ResponderEliminar